Putas de lujo y fotos robadas

escorts de lujo

No, no nos estamos refiriendo a las fotos que muchas independientes sustraen de webs de escorts donde las putas de lujo aparecen en imágenes posando en las posturas más sensuales. A lo que nos referimos es que lo que es en otros países un servicio aparte; dejarse grabar en vídeo o fotografiarse junto al cliente, es en España algo impensable para las escorts de lujo.

En nuestro país raras son las excepciones que las chicas se publican a cara descubierta, y la mayoría de las que lo hacen suelen ser extranjeras.

Sin embargo, el móvil de un cliente puede llegar a ser el pero enemigo de las putas de lujo de Madrid. Se cuentan por cientos las circunstancias que se dan, normalmente en posturas donde las chicas pierden la cara al amante ocasional y ellos aprovechan para coger el móvil y tomar alguna foto.

Estas situaciones sin duda enervan a las putas de lujo hasta el punto que la relación se dan por terminada y se le pide al cliente que borre de su móvil esas fotos tomadas de manera furtiva y sin consentimiento.

No se les puede obligar de ninguna manera a lo que ellos consideran como algo no tan preocupante. Lo malo es cuando en un descuido, también es el rostro el objetivo de estos desaprensivos. Cualquier momento es bueno para disparar su móvil y obtener una foto de la cara o de su cuerpo desnudo; fotos que guardarán como “trofeos” para prácticamente hacerlos virales entre sus círculos más cercanos de las putas de lujo de Madrid

Esta actitud de hombres maleducados suponen un verdadero disgusto para las putas de lujo de Madrid que no han dado el consentimiento para ser ni grabadas ni fotografiadas.

Desde ese instante su cara puede llegar a cientos de personas, y quien sabe si alguna es conocida, familiar o perteneciente a su circulo de amistades que ignoran su doble vida como putas de lujo.

De ahí que cualquier cautela sea poca, tanto con clientes con los que ya tienen cierta confianza o con aquellos que conocen por primera vez.

Carla Mila

http://wwww.carlamila.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *