Escorts de lujo y beso negro

Escorts de lujo y beso negro

Muy pocas escorts de lujo realizan o se dejan hacer lo que todos conocemos como el beso negro. La estimulación de la zona anal a base de lametones, besos, introduciendo la lengua en el ano de la pareja.

Y no es que deje de ser placentero. Es que directamente es peligroso.

El beso negro es la fantasía de muchos de los clientes de las escorts de lujo, quienes a pesar de la negativa inicial, siempre insisten en que se lo practiquen. Así no es raro que en plena relación muchos de ellos insinúen a la chica lo placentero que podría ser si le realizaran el llamado beso negro. Otros, por el contrario les parece algo fuera del sexo, un servicio asqueroso y rehúyen de las pocas escorts de lujo que lo practican.

En realidad hay que tener en cuenta que acércanos con la boca a esa zona puede resultar hasta peligroso. Existe un alto riesgo de contraer una enfermedad debido a la cantidad de bacterias, virus o parásitos de todo tipo. Por ello la posibilidad de contraer las hepatitis A, C y D son altas, además del popular virus del papiloma humano, gonorrea, herpes e incluso el VIH.

Sin embargo para quienes lo han probado no deja de ser algo muy placentero. La cuestión es poner en la balanza el placer y al otro lado el riesgo. La elección es muy personal.

Por ello, cada vez las escorts de lujo son más temerosas con todo aquello que le podría provocar algún tipo de infección, con lo que ni lo realizan y en raras ocasiones dejan que lo hagan.

El beso negro también es conocido como “beso de colibrí” o “beso polaco”, aunque la practica de este acto sexual corresponda al nombre de anilingus.

Se le denomina beso de colibrí porque de manera sutil estimula el periné, situado en la base de la pelvis, justo entre los genitales de hombres y mujeres. Por el ano la lengua penetra profundamente de manera similar a como un colibrí succiona el néctar de las flores.

Por otro lado también es llamado beso polaco, sin tener constancia de su etimología.

Para la mujer es algo realmente placentero; altamente estimulante para alcanzar el orgasmo, de hecho se ha convertido tanto en la practica estrella de mujeres lesbianas como de muchas parejas estables.
Sin embargo, buscar el beso negro a manos de escorts de lujo es algo poco frecuente.

Las chicas afortunadamente cada día son más conscientes de que su salud está por encima de todo.

Carla Mila

http://www.carlamila.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *